22/06/2024

El gobierno podría dar un giro de 180 grados en el alineamiento político y militar de Argentina y evalúa pedir el ingreso a la OTAN, el organismo político-militar con sede en Europa pero digitado por Estados Unidos. 

La OTAN es una alianza militar internacional creada durante la guerra fría ante la amenazan soviética que se rige por el Tratado del Atlántico Norte firmado el 4 de abril de 1949. Con el fin de la URSS, la OTAN se extendió hasta las fronteras de Rusia.

 La organización constituye un sistema de defensa colectiva, en el cual los Estados integrantes acordaron defender a cualquiera de sus miembros que sea atacado por una potencia externa. 

Milei evalúa mandar armas a Ucrania y pone a Argentina al borde de un conflicto con Rusia

Argentina es aliada extra-OTAN desde 1998 cuando Bill Clinton dio luz verde a la iniciativa de Carlos Menem. El mismo estatus corre para Brasil y Colombia, pero lo que busca Milei es formar parte del bloque como socio pleno, algo que también intentó Bolsonaro pero sin éxito. 

Fuentes cercanas al ministerio de Defensa confirmó a LPO que Luis Petri va a la sede de la OTAN esta semana a presentar la carta de intención para ingresar como socio global de la organización. El paso previo a eso es el de aspirante y se debe iniciar el proceso el Plan de Acción Individual de Asociación (IPAP) que realizan los países que tienen la voluntad política y la suficiente capacidad para tener una mayor relación con la alianza.

Fuentes cercanas al ministerio de Defensa confirmó a LPO que Luis Petri va a la sede de la OTAN esta semana a presentar la carta de intención para ingresar como socio global de la organización. El paso previo a eso es el de aspirante y se debe iniciar el proceso el Plan de Acción Individual de Asociación  (IPAP) que realizan los países que tienen la voluntad política y la suficiente capacidad para tener una mayor relación con la alianza.

Jens Stoltenberg, secretario general de la OTAN, Biden y Pedro Sánchez en la última cumbre de la OTAN.

Ucrania, Georgia, Azerbaiyán, Armenia, Kazajistán, Moldavia, Bosnia y Serbia, son los países que han iniciado el trámite. Finlandia y Suecia completaron el ingreso este año tras la escalada de la guerra en Ucrania. 

También nos quieren sumar a las fuerzas marítimas combinadas, una flota naval liderada por EEUU. Viene completo el paquete

Esta fuente sostiene que «toda la línea de política exterior la está marcando defensa. Van a dejar compromisos con costos de salida muy altos». «También nos quieren sumar a las fuerzas marítimas combinadas, una flota naval liderada por EEUU. Viene completo el paquete», agrega. 

Milei ha sido claro con sus dos aliados principales son Estados Unidos e Israel y no dudó en abandonar la neutralidad y apoyar a Ucrania en la guerra con Rusia o expresar el deseo de trasladar la embajada de Tel Aviv a Jersulén. 

De todas formas, un eventual ingreso tardaría bastante en efectivizarse pero de hacerse chocaría con la voluntad de Milei de mandar armas o tropas a Ucrania para pelear con Rusia. Sin un miembro de la OTAN hace eso, todos los países miembros deberían entrar la guerra, algo que la organización y, especialmente Estados Unidos está evitando.

Compartir